La Fiscalía acusa a la administradora por vulnerar los derechos laborales. Se prevé además una inhabilitación de cuatro años para ejercer cargos en industria o comercio.

La administradora de un conocido prostíbulo, ubicado en la carretera N-III en Graja de Iniesta, enfrenta una solicitud de condena de tres años por parte de la Fiscalía, quien la acusa de cometer un grave delito contra los derechos de los trabajadores. Esta misma entidad ha solicitado su inhabilitación especial para cualquier cargo administrativo en el ámbito de la industria o el comercio durante un periodo de cuatro años. El juicio está programado para realizarse este jueves, 26 de octubre, en la Audiencia Provincial de Cuenca.

De acuerdo a las investigaciones del ministerio fiscal, la acusada operaba bajo el paraguas legal de «R.M. Sociedad Limitada Unipersonal», entidad a cargo del «Club Damas Plaza», un espacio de alterne y servicios de prostitución localizado en Graja de Iniesta. El 20 de mayo de 2019, durante una inspección conjunta llevada a cabo por la Inspección Provincial de Trabajo, la Brigada de Extranjería y Fronteras del Cuerpo Nacional de Policía de Cuenca, se identificó que 14 individuos trabajaban en el lugar, de los cuales varios no contaban con la debida afiliación a la Seguridad Social ni permisos legales de residencia en territorio español. Añadiendo a la gravedad de la situación, en la fecha de la inspección, la empresa no tenía a ningún trabajador registrado oficialmente en la Seguridad Social.

Dada la evidencia recolectada, el ministerio público ha determinado que estos actos califican como un delito contra los derechos laborales, según lo establecido en el Código Penal. Adicional a las penas ya mencionadas, la Fiscalía propone el cierre del «Club Los Molinos» por un lapso de cinco años y la cobertura de todos los costos judiciales por parte de la acusada.

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí